jueves, 11 de septiembre de 2008

Poema con barco



Es pronto para olvidar los barcos que cubrían mi cuerpo,
para olvidar el sabor del café con leche derramado sobre la encimera de la noche.
Es pronto para borrar las huellas sobre la arena
y negar la existencia de un mar que recibió una promesa húmeda,
tan húmeda como su vientre, una promesa azul, tan azul como su agua.
Es pronto para destruir todas las palabras, todas.
Es pronto para desenlazar todos los dedos, todos.
Es pronto para quedarme en el vano de la puerta
esperando que llegue otro tiempo sin café derramado ni barcos sobre mi piel ni pisadas sobre la arena que lleven una promesa al mar.
Es pronto para que deje de llover.
Y tarde, muy tarde, para seguir amándote.

16 comentarios:

Mr Bonkei dijo...

Hermoso y profundo poema que describe a una oculta gran escritora, tiene todo lo que debe tener y más, la inspiración y el sentimiento.
Un abrazo.

maalexandra dijo...

hermoso. no tengo nada mas que agregar.


un abrazo.

El éxodo dijo...

Nunca es pronto ni tarde para olvidar, el olvido, junto con su hermano gemelo el recuerdo, es una alimaña independiente. Ambos, olvido y recuerdo son hijos del amor. Pero para éste, en cambio, nunca es tarde, aunque las ataduras con que nos han cautivado la sangre, hayan terminado por convenceros de lo contrario.

Abrazos.

saudade dijo...

Menudo poema más maravilloso...
Me encantó.
Voy sin tiempo, pero prometo pasarme a seguir deleitándome.

Un besazo y gracias ^^!

Angelusa dijo...

Mr bonkei, jopé lo que me ha dicho usted... Me acaba de engordar la autoestima. Muchas gracias, hombre, me encanta, pero eso es exagerar...

Maalexandra, gracias, pero más que hermoso, es triste... Muy triste...

El éxodo, sí, tienes toda la razón, pero... depende en qué fase se encuentre un@, la razón se nubla y eso impide, permítaseme emular torpemente a Tagore, ver el monte.

Saudade, gracias, pero precisamente los que tú escribes no tienen desperdicio. Yo si que me deleito en tu Cuaderno.

Un abrazo a los cuatro. Me encantan l@s poetas.

JORGE SOLANA AGUIRRE dijo...

Saludos!!

El final del poema llega con fuerza, pero sin desear terminar.

Jesus Dominguez dijo...

Muy bello. Me ha emocionado. Creo que es lo mejor que se puede decir de un poema.

Un saludo

Jesús Domínguez

Anónimo dijo...

Como ya te escrito lo hermoso del poema... pues no voy yo a repetirlo.

Si quiero decir que la forma del poema, es decir los versos puestos así, tal cual, no llega a calibrar a qué obedecen.

Y ya sabes que la poesía tiene sus formas. Igual que las formas humanas no son iguales que las de otros mamíferos.

Fdo: Talín

Anónimo dijo...

Ya te han escrito... quise decir.

Y la poesía tiene una forma y la prosa otra.

Aunque sé que hay prosa muy poética. Y poesía muy prosaica.

Talin

Antonio Ruiz Bonilla. dijo...

precioso poema, además, lleno de valor y confianza. Un saludo

Angelusa dijo...

Jorge, sí, pero eso sólo lo sabemos tú y yo...

Jesús, muchas gracias, es un honor para mi:-))

Talín, hijo, sí, pero cuando se escribe un sentimiento, a veces la anrquía rige las formas; unas veces inconscientemente otras con premeditación.
¿Purista?

Antonio, muchas gracias, muy amable.

Saludos y, repito, gracias.

maalexandra dijo...

pase a saludarte :)

besos.

M:i:g:u:e: :¨:¨: :P:a:r:i:s dijo...

******
*****
****
***
**
*

ESTAS HECHA UN MAR. CON LAS SALUDABLES OLAS QUE ARRAZAN CON TORRENTES DE LETRAS. MUESTRAN EL AMOR QUE SIN DISTANCIA ESTARIA PROXIMO A LO ETERNO, PERO QUE EN LO INTERNO DE ESTE PASAJE SE REVELA COMO TARDE EN EL DISTANTE DESAPEGO.
EL BARCO DEL CORAZON HUYO, PERO... ¿HABRA ENCONTRADO TIERRA?
¿COMO ESTA ESE MAR QUE DE TAN INMENSO ATRAE SENSACIONES?
¡SALUDOS DESDE UN CIELO QUE CONTEMPLA LA ARENA!
¡SUERTE!
MIGUE

*
**
***
****
*****
******

Angelusa dijo...

Maalexandra, gracias por ese saludo. Me encantó abrír el Cuaderno y encontrarlo.
Un abrazo.

Migue, no, no ha encontrado tierra el barco. Aún.
Muchas gracias por venir. Saludos.

sticker dijo...

chloe purse
chloe paddington handbag
chloe uk
dior
christian dior

Anónimo dijo...

Me despides con un pañuelo de algas
ninfa de los mares, Galatea,
musa, náyade, sirena,
soledad de cubierta y de aguas.

Tu destello emigrante en orzada,
se despide y zarpas a otro puerto.
Te vas sin palos destrozada,
mutilada y sin partes de tu cuerpo.

Buscarás el calor de otras mareas,
la calma que te ofrezca otro lecho.
Hallarás la corriente que deseas
con destino, proa a otro puerto.

Y en la polar, estrella luminosa,
observarás mi pupila dilatada
goteando lloros, temblorosa,
vigilante de tu nueva arribada.

No quiero remolinos, ni tormentas,
sólo quiero calma, suaves brisas.
No quiero acapararte con mis olas,
solo mirarte, sosegado, ya sin prisas.

No quiero el ancla de tu beso urgente,
como arpón fulminante y certero,
ni la necesidad abrumadora de tenerte
de nuestros cuerpos de agua y de acero .

Sólo quiero tu quilla marinera,
y en mis olas, tu cuerpo deslizante.
En mi cuerpo de agua ya serena
sentir tu proa siempre avante.

Soy tu mar, Buque Escuela Galatea,
el que siempre victoriosa te ha sentido,
océano que tu presencia ahora añora,
mar al que siempre has complacido.